Embajadas

siguenos en Google+ Sígueme en Pinterest sígueme en Tumblr sígueme en Wordpress

sábado, 19 de mayo de 2012

Nostalgias.



El aliento conocido que dibuja tus contornos
llega a través de un sueño a iluminar tus recuerdos,
y en las horas vacías donde se explayan las mentes
con suave llamado sugieren recrearse en el pasado.

Tiene el sabor agridulce de esa ausencia comprendida;
de los momentos vividos, deliciosos y adorados;
y, casi sin darte cuenta, tu mano parte a su encuentro,
imitando aquel trayecto que ayer mis labios marcaron.

Tu cuerpo cambia de forma, muda el color de tus ojos,
dejas caer tus sentidos en un lecho solitario
donde el calor de otro cuerpo viene a hacerte compañía
aunque, ¿¡quién lo diría!?, no te es posible abrazarlo.

Y en la calma de la noche, cuando se apaguen las luces,
en el instante preciso donde todo se ve claro,
vendré a traerte mis besos sobre tu piel desnuda,
seré llama que alimente lo que nunca fue olvidado.


2 comentarios:

  1. A mi me resulta imposible expresar lo que siento pero ante Ti no es necesario porque son Tus palabras las que me definen....que decirte mi Señor que tu no sepas de mi...nada...conoces mi esencia y ante eso solo puedo rendirme a Tus pies y besarte desde ellos recorriendo todo Tu cuerpo con fervor y pasion...

    Gracias mi Señor por tus besos esta noche que han abrigado y por estas palabras que me dejaron anonadada al despertar...

    Te amo.

    ResponderEliminar
  2. Cierto que tu sentir me resulta claro y cristalino.
    Verdad que cuando te miro veo cuanto anhela tu alma.
    Sentir, ¿por qué no decirlo?
    Velar, las señales claras.
    Buscar, para conocerlo.
    Vivir, que si no se escapa.

    Un beso y un azote, mi dulce sierva.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...