Embajadas

siguenos en Google+ Sígueme en Pinterest sígueme en Tumblr sígueme en Wordpress

viernes, 7 de septiembre de 2012

Yo también me masturbo.



Hay en estos días un runrún que se cuela en los hogares de España y agita los mentideros políticos y sociales. ¿Se trata de la crisis de la deuda? No ¿De la incontenible subida del desempleo? Tampoco ¿Se refiere, acaso, al negro horizonte que se vislumbra ante el inminente rescate que por tanto tiempo nos han vendido como innecesario? Pues… va ser que no.

Lo que parece traernos de cabeza es el caso de la concejala del municipio toledano de Los Yébenes, Olvido Hormigos. ¿Debe o no debe dimitir de su cargo después de que fuera difundido un video donde aparece masturbándose?

No conozco todos los entresijos de estos hechos (aunque no tendrá que pasar demasiado tiempo para que la vida y milagros de esta mujer sean expuestos por doquier) pero, de resultar cierto que la mencionada grabación abandonara el ámbito privado sin su consentimiento, creo que lo único que se la podría reprochar es que hubiera confiado en aquella persona a la que iba destinado y que no ha querido respetar la intimidad de ese gesto que le había sido entregado en exclusiva.

Entiendo que pueda haber personas a las que le resulte escandaloso el hecho de masturbarse delante de una cámara (como también las habrá que lo harían aunque esta no estuviera), pero, si nunca ha existido la intención de que el acto en sí trascendiera más allá de lo estrictamente personal… ¿Quiénes somos nosotros para juzgarlo? Pretender que de ello se deriven responsabilidades políticas, a día de hoy, con la que está cayendo, es lo que a mí me parece realmente obsceno.

Lo que, según nuestra legislación, sí que resulta sancionable es el hecho de publicar o difundir sin autorización este tipo de contenidos. Queda por ver si, a este respecto, se muestra tanto interés a la hora de depurar responsabilidades.

Yo, entre tanto; y antes de que se convierta en un delito de lesa majestad; voy a darme un homenaje.


Un saludo a todos.


6 comentarios:

  1. El caso es desviar nuestras miradas, hacer de un simple gesto hacia, en principio, su amado, sea el centro por pura distracción...que tendrá que ver con su cargo politico?...si fueran tan rigurosos con todo.....ains...

    Mmmmmmm me encantas en esa foto!!!!!mmmmm...espero que hayas disfrutado...!!!

    Y ya que estamos...puedo yo darme un homenaje tambien?por pura solidaridad eh???jijijiji

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya hace tiempo que las cortinas de humo que nos son lanzadas se van sucediendo sin apenas transición. ¿Acaso no se dan cuenta que, al final, todo se acaba descubriendo? En fin...

      En cuanto al resto..., todo lo que se haga con espíritu solidario a de ser, por fuerza, bienvenido. ¿No te parece?

      Un beso y un azote, dulce sierva.

      Eliminar
  2. La razón de la dimisión no es que se haya hecho una paja (que como muy bien dices, eso lo hacemos todos /y yo mismo hace un rato) sino que haya sido tan descuidada de haber regado todo el jardín. Si uno es tan descuidado con lo que hace en casa, qué no le podrá pasar con lo público. Hace muy bien esta mujer en abandonar la política y volver a casa a seguir pajeándose tranquilamente. Yo la apoyo sinceramente en su dimisión.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sabes hasta que punto comparto tu opinión, j. Te preguntarás entonces ¿a qué se deben mis palabras? Pues, sencillamente, a que si aplicáramos esa misma valoración a toda nuestra clase política, probablemente, tendríamos que gobernarnos solos.

      En este caso concreto no estoy de acuerdo con el hecho de que dimita pues, entonces, ¿que pasa con todos aquell@s que hace tiempo que deberían estar el la calle (o en la cárcel) por cuestiones mucho más graves y que afectan de manera directa a miles de personas?

      Cuando hayamos solucionado eso podremos entonces preocuparnos de otras cuestiones menores.

      Muchísimas gracias por compartir tu opinión y vuelve cuando lo desees. Para mí es un placer contar con otros puntos de vista.

      Un saludo.

      Eliminar
  3. Hola Caballero no ha sido el único escándalo político ni lo será con respecto al sexo... coincido con Ud en que se debía perseguir más el delito de difundir videos de alguien si su consentimiento....
    y poniendo una nota de humor primero quien fue la Fabra? la congresista del PP cuando dijo que los follen pues nada a follar se ha dicho y ahora la edil del psoe va y se masturba grabandose ainsss pues que deveríamos hacer la chusma? no las cascaremos jejeje pero eso si sin salpicar no vayan hacer que nos desaucien y encima nos echen a los antidisturbios por manifestarnos jejeje...
    Un gran abrazo Caballero.
    DJ.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡DONJUNCAL!! ¡¡Viejo amigo!!

      Me alegra un montón verte de vuelta. Espero tenerte por aquí a menudo y prometo visitar tu castillo con mayor asiduidad (espero disculpes mi descortesía por no haberlo hecho con más frecuencia).

      Ciertamente, sobre el tema que aquí tratamos, no me parece que si una concejala se toca o se deja de tocar suponga ningún tipo de menoscabo en su actividad gestora (siempre y cuando no lo haga en sus horas de trabajo).

      Si la estuvieran pidiendo responsabilidades por haber desarrollado mal su labor, otro gallo cantaría, pero aún no he escuchado a nadie poner ninguna pega en ese sentido, y..., si la hubiera, en ese caso, mi postura sería completamente diferente.

      Lo dicho compañero: ¡¡A cascarla!!

      Un fuerte abrazo.

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...