Embajadas

siguenos en Google+ Sígueme en Pinterest sígueme en Tumblr sígueme en Wordpress

jueves, 24 de diciembre de 2015

Qhristmas.





Ya están aquí las navidades y…, como ya habréis notado, también en esta ciudad se ha visto un tanto afectado el acostumbrado orden de las cosas.

Nuestra rutina queda un tanto trastocada en estos días y, a veces (aunque la ilusión sea la nota dominante de estas fechas), también nuestra paciencia puede verse algo “perjudicada” por un “empacho” de “buenas intenciones” y una excesiva tendencia al alocado y mal disimulado nerviosismo.

Pero no quiero sonar negativo. Entre otras cosas porque, tradicionalmente, se considera que este es un buen momento para sacar lo mejor de nosotros  mismos y ofrecer a los demás aquello que más necesitan. No me estoy refiriendo a esos “bienes materiales” que, en definitiva, son los que al final terminan cobrando un mayor protagonismo.  Sobre lo que pretendo hacer hincapié es en esa capacidad que tenemos (cuando nos lo proponemos) de arrancar una simple sonrisa a los demás, de compartir un gesto de complicidad con quien tenemos a nuestro lado, de proporcionar un reconfortante abrazo a un ser querido sin tener que buscar ningún pretexto ni verse en la necesidad de apuntalarlo mediante palabras, de regalar ese aprecio silencioso que no puede verse pero que sí puede sentirse a modo de estremecimiento ascendente en la columna vertebral.

Nada de eso es caro. Es más, no es necesario pagar por ello ni un solo céntimo. Por lo tanto ese va a ser mi deseo para todos vosotros en estas navidades. Que podáis disfrutar de muchos de esos instantes (ya sea porque los proporcionéis o porque los recibáis) y que tengáis la oportunidad de sentiros en comunión y plenitud en compañía de aquellos que sentís más cercanos.

Desde esta ciudad, que es la vuestra…,



¡¡Que disfrutéis todos de unas felices y entrañables fiestas!!





12 comentarios:

  1. Felices Días.

    Llegan días muy especiales, las cosas no volverán a ser las mismas:

    ¿o tal vez sí?

    Estas fechas nos cambian, rejuvenece la memoria y con la barra de carmín rojo pasión nos dibujamos una sonrisa que demasiadas veces esconde el invierno del alma. Nos vestimos con el satén que desborda la noche intentando ocultar que somos un lienzo donde las heridas no siempre restañan la sincera entrega de la confianza, la insinuante mirada del alba, todo aquello que da vida a los sentimientos.

    Se marchan días y llegan otros prometiéndonos sueños y como siempre pondremos de nuestra parte el coraje, el compromiso, la seducción para que esa sonrisa bordada en rojo no tenga fecha de caducidad, pero no dependerá solo de nosotros encontrar la respuesta a una caricia, no dependerá solo de nosotros escribir un te quiero sobre la piel desnuda de la luna.

    Os deseo, de corazón, que vuestras sonrisas, que vuestros sentimientos, en los días que llegan no conozcan el invierno del alma.

    Besos.

    Lunna

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Unas palabras llenas (como tú misma dices) de "coraje" pero para nada exentas de una ilusión latente y esforzada que denota que parte de una mente realista y muy bien amueblada.

      Que tus propósitos puedan verse cumplidos y tus anhelos... ;no diré concedidos, sino, más bien; asentados.

      Un fuerte abrazo, Lunna, y mis mejores deseos para estás fiestas y el resto del año.

      Eliminar
  2. En lo personal, me encantan las navidades, me gusta la magia de estos días... y creo, estoy convencida, que esa magia sea exactamente todo aquello que describes. Por esto, y por muchas cosas más, Feliz Navidad... de todo ♥.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Feliz Navidad para ti también, Misthyka. Que en estos días puedas disfrutar de esa luz que les imprime tu mirada.

      Un saludo afectuoso y entrañable.

      Eliminar
  3. Feliz Navidad...es imposible no dejarse llevar por la marea de buenos sentimientos, paz, amor y armonía en todas partes del mundo. Un abrazo del último rincón del mundo.

    ResponderEliminar
  4. Yo te dejo mis mejores deseos para ti y para quienes tú ames, y todas esas cosas sencillas que no puedo encargar al súper, ni al gran almacén ni reservar por internet pero caben en un puñado, uno de esos que cuando se abre y se lanza el contenido se expande...

    Felices Fiestas.
    Besos de Pecado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues...; aunque como muy bien dices no se pueden comprar en ningún sitio; ojalá puedas disfrutar de muchas de esas cosas durante estas fechas.

      Felices fiestas para ti también, lady Pl.

      Un abrazo.

      Eliminar
  5. Ya hace mucho tiempo que la Navidad me resulta un período "difícil".
    Soy una persona a la que le cuesta a veces expresar sus sentimientos y me ha gustado mucho lo que dice en este post.
    Parece sencillo,pero es muy complicado a veces el poder expresar ese cariño de un modo físico.
    En un día tan complicado para mí me ha resultado hermoso leerlo.
    Espero que pase unos días muy felices.
    Un saludo cariñoso de Lidia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No eres la única para la que, estas fechas, resultan ser un periodo difícil de digerir. Pero hay ocasiones en las que el truco; no ya para poder sobre llevarlo, sino para ser capaces de disfrutarlo; reside en la capacidad que tengamos de imprimirle a estos días nuestro propio estilo, sazonar ese concepto de celebración más o menos convencional con algo de nuestra propia cosecha.

      Si mis torpes palabras han podido ayudarte, aunque sólo sea un poquito en ese sentido, ya me doy por satisfecho. El resto..., bueno, el resto, en gran medida, ya corre de tu cuenta.

      Felices días para ti también, Lidia. Que seas capaz de encontrar esa motivación especial que logre emocionarte.

      Saludos afectuosos.

      Eliminar
  6. Muy buenas mi Estimado Amigo y Caballero una Navidad más vuelvo a pasarme por su brillante y espléndida Ciudad para desearle que hayas tenido una feliz noche buena y día de Navidad y por su puesto un muy próspero Año Nuevo, que podamos disfrutar un año más esos paseos por estas calles de su ciudad, un fuerte abrazo mi estimado Amigo y Caballero

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi estimado compañero de fatigas. Es un placer inmerecido contar con tu presencia en esta villa que tan bien conoces.

      Mis mejores deseos para ti en estas fiesta y que el nuevo año te traiga todo cuanto desee tu noble corazón.

      Un fortísimo abrazo mi apreciado amigo y compañero.

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...