Embajadas

siguenos en Google+ Sígueme en Pinterest sígueme en Tumblr sígueme en Wordpress

viernes, 11 de marzo de 2016

"Flámeo"





No dudo de que, a muchos de vosotros, se os antojarán algo extraños tanto el “perfil” como la temática que vienen a converger en esta entrada; pero es que, en mi empeño por mostraros los entresijos de “las cosas qarpadias”, no quiero centrarme de forma exclusiva en aquellas cuestiones de carácter más libidinoso (que…, si bien resultan sobradamente llamativas, no son las únicas que ofrecen un especial interés en cuanto a señas de identidad se refiere).

Aquí, como viene a ser habitual en cualquier otro estado, se tiende a ahondar en el simbolismo cuando se busca plasmar de un modo gráfico (y…, hasta cierto punto, tangible) los valores y virtudes que; bajo el punto de vista de sus pobladores; les representan. En Qarpadia, esa función descansa en gran medida sobre un color; un tono “azafrán” al que se le da el nombre de “flámeo”.

El término en sí guarda estrecha relación con el fuego (flama-llama) y, por extensión, con las “bajas pasiones” que a veces lleva aparejadas. Ya desde bien antiguo, abundan las referencias a este elemento de la escala cromática asociándolo al concepto de “unión sexual” (en la antigua Roma, por ejemplo, las recién casadas portaban un velo de ese color al que se le otorgaba, precisamente, ese mismo apelativo: flámeo).

Boda de Alejandro y Roxana por Giovanni Antonio Bazzi (fresco realizado para una estancia de la villa Farnesina, Roma)

También en el terreno de la mineralogía existe un referente en este sentido: el ámbar. A esta resina fosilizada se le otorga la cualidad de identificar a las personas mejor cualificadas en el ejercicio del mando y que sepan desempeñarlo con una mezcla firmeza, justicia y cortesía, desprovistas de afectación. A los individuos capaces de aglutinar estas cualidades, se les suele hacer obsequio de algún tipo de ornamento que contenga esta gema a fin de evidenciar de forma patente sus capacidades en ese campo.



De igual modo, el “flámeo” se aplica para identificar a determinados arquetipos de origen parcialmente alegórico. Un ejemplo en este sentido es el caso de las “velmas”, figuras femeninas, inspiradas en el personaje de la popular serie de animación, que buscan simbolizar la unión entre erudición y voluptuosidad.



Pero… quizás lo más llamativo de todo cuanto gira alrededor de este color en Qarpadia, sea su empleo por parte de aquellos foráneos que aspiran a convertirse en ciudadanos de pleno derecho para manifestar, de forma bien visible, su disponibilidad a adherirse a los preceptos y exigencias que comporta el hecho de pertenecer a esta singular comunidad.


 





















Un último apunte a modo de curiosidad. Me he referido antes al color sobre el que han versado mis palabras como “tono azafrán”. Pues bien. Sabed que Qarpadia es el segundo productor mundial (tras Irán) de esta conocida y rentable especia; aunque, eso sí, no esperéis encontrar reflejado este dato en ningún balance de comercio internacional.






3 comentarios:

  1. Su flor es realmente bonita y delicada… Y bueno, si ya me gustaba Velma, en Scooby Doo, ahora y sabiendo lo que simboliza, más ;-)

    Interesante y colorido post… Graciass

    Mil Bsoss y feliz finde!!

    ResponderEliminar
  2. Hermoso color, vibrante, lleno de vida, pasión, de mis preferidos.
    Me recuerda el cuadro Flaming June.
    Me gustó la concepción de Velma, diferente al papel de Scooby Doo!

    ResponderEliminar
  3. Me quedo como ya debes esperar con la referencia al fuego, pues ese tiene para mi un gran significado, aunque todos los que mentas Tu no deben ser olvidados porque en este magico lugar no se puede despreciar ningun detalle, siendo el conjunto la guia para los que deseamos conocer y formar parte.

    Curioso post, me ha sorprendido...

    Besines dulces
    A Tus pies

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...