Embajadas

siguenos en Google+ Sígueme en Pinterest sígueme en Tumblr sígueme en Wordpress

viernes, 13 de enero de 2012

Gary Roberts



Con esta entrada, inauguro una nueva etiqueta en la que se va a prestar una especial atención a una de las representaciones del componente más visual y estético de la escena bdsm. Se trata de dar a conocer el trabajo de aquellos artistas gráficos que se ocupan de plasmar con sus creaciones las fantasías más sugerentes y perversas ambientadas dentro de nuestra temática particular.

Cabe señalar que…, muchas de las escenas que aparecerán en esta sección, son simplemente eso, “fantasías”, y que como tales deben de ser entendidas, sin pretender extrapolarlas a un ámbito más real y cotidiano. Siempre he pensado que la imaginación  (sobre todo la erótica) tiene un peso considerable dentro de cualquier relación D/s y que, todo cuanto pueda servir de inspiración, puede resultar una fuente de enriquecimiento siempre que se respeten todas aquellas limitaciones que vengan determinadas por el sentido común y la lógica más elemental.

El artista que he elegido para dar comienzo a este recorrido a través del bdsm ilustrado es Gary Roberts, dibujante norteamericano nacido en Florida el 22 de febrero de 1955. Puede decirse de él que se trata de un artista multidisplinar ya que cuenta con experiencia en el terreno de la publicidad, los videoclips y el cine. Como dibujante, no puede decirse que haya tenido una formación convencional. Fue durante los años 80; trabajando en las disciplinas que ya he mencionado; cuando comenzó a confeccionar storyboards que sirvieran de patrón a una escenografía antes de ser llevada a la pantalla. Aquello le sirvió de mucha ayuda para ir conformando un estilo propio y personal.


En cambio, habría que esperar hasta los años 90 para que saliera a la luz su vena más depravada y diera rienda suelta a sus más oscuras pasiones. Sus primeros trabajos de carácter puramente bdsm aparece en algunas de las publicaciones del sello “Bon-Vue” y, desde ese momento, sus colaboraciones se fueron extendiendo a otras revistas del género. Paralelamente, intentó trasladar sus inquietudes sádicas al terreno audiovisual de la mano de la franquicia “Video Scarry” filmando algunas de sus cintas he incluso realizando algún pequeño cameo. No obstante, el limitado éxito de estas empresas lo llevaron a refugiarse en otro tipo de proyectos; concretamente en el motociclismo (una de sus grandes pasiones desde la adolescencia); y a dejar aparcada la D/s fuera de su ámbito más íntimo.

Pero todo daría un vuelco en 1999 cuando Gary Roberts descubre las bondades de internet. Comienza a hacer circular su arte a través de foros y, ante la gran aceptación que percibe, se decide a comenzar a publicar su obra online. La respuesta resultará abrumadora. Desde entonces es uno de los dibujantes de esta temática que cuenta con un mayor número de seguidores y, cada una de sus nuevas creaciones, causa una gran expectación entre su público.

El estilo de sus ilustraciones es de un trazo muy simple y definido (recuerda un poco a aquella “línea clara” que pondrían tan en boga los dibujantes belgas en la década de los 50) con el que consigue delinear las formas a la perfección sin que las escenas resulten recargadas. Los colores que emplea también han entrado a formar parte de sus señas de identidad. El empleo de tonos pastel, a los que les da un brillo característico, se combinan con el de las sombras y reflejos, ambos muy precisos y acentuados.


El argumento sobre el cual descansan sus historias suele ser, asimismo, bastante sencillo. Una o varias chicas (preferiblemente varias) son acosadas, retenidas o secuestradas por unos tipos; las más de las veces; bastante mal encarados que las someten a todo tipo de vejaciones. En muchas de sus ficciones no falta tampoco el aditamento lésbico y, en algunas de ellas, se atreve incluso a imaginar como sería un hipotético descenso a los infiernos de algunas artistas famosas (como es el caso de Britney Spears o Jessica Alba es su serie “Starfuckers”). No obstante, de vez en cuando,  también le gusta hacer alguna concesión a la ciencia ficción o el género de terror.

Para terminar, decir que Gary Roberts ha aprendido a moverse en la red como pez en el agua y que, además de haberse convertido en un referente en su campo, a sabido imprimir a sus historias una amplísima difusión. Son varias las direcciones de internet donde nos es posible adentrarnos en su inconfundible cosmos, pero el lugar que ningún fan suyo puede dejar de visitar es la página oficial con la que cuenta este artista donde está disponible toda su obra y donde antes aparecen sus nuevos proyectos.


No sabría que más añadir sobre este hombre, por lo que si alguno de vosotros tiene más información, y la quiere compartir, siempre puede dejar aquí constancia de ella (esto también es extensible para quienes crean ver en esta somera reseña algún tipo de error o imprecisión).

Un saludo.


3 comentarios:

  1. Buenos dias mi Señor....

    Muy interesante la aportación que nos haces, ya sabes que me gustan mucho este tipo de ilustraciones, que despiertan en mi el morbo y la imaginación...

    Me pasaré sin duda por esos links que adjuntas....

    Si me das Tu permiso, como se que Tu vas muy apuradillo de tiempo, subiré estas imagenes a nuestro archivo, por supuesto indicando que son gentileza Tuya...

    Aprovecho para desearte un muy feliz día y mandarte mucho mimitos...

    A Tus pies mi Señor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que este post haya resultado de tu agrado, mi dulce dana, y... sí, ¿cómo no ibas a poder llevarte estas pequeñas muestras de la obra de este artista, si son de dominio público?

      Un beso y un azote.

      Eliminar
    2. Gracias mi Señor...pues subiditas estan en nuestro archivo....
      Felices sueños mi Señor...

      Por cierto...vendras esta noche a los mios???ya sabes que yo...siempre te espero...jijij

      Besitooooo

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...