Embajadas

siguenos en Google+ Sígueme en Pinterest sígueme en Tumblr sígueme en Wordpress

sábado, 14 de febrero de 2015

Il giorno del cuore.


Los que ya conocéis un poquito mis premisas e inquietudes, ya estáis al tanto de mi creciente aversión hacia determinados tipos de “celebración prefabricada”. Tal y como viene a suceder con la que hoy nos ocupa, comparto de ellas su fondo, pero no puedo estar más en desacuerdo con  sus formas y los preceptos que parecen haberse establecido para llevarlas a efecto.

Es por esa razón que no quiero desaprovechar una ocasión tan propicia como la que me brinda esta jornada para adentrarme (muy someramente, no pretendo amargaros la fiesta) en la trastienda del amor, allí donde dejamos todo lo que no nos parece bonito y pretendemos ocultar. Hoy también es un día para tenerlo presente y; desempolvorando aquella frase que dice: “el corazón tiene razones que la razón no entiende”; recordar que…, demasiadas veces, el amor sirve de excusa para albergar determinadas pretensiones que tienen muy poco de nobles.

No os sintáis, no obstante, inclinados a pensar que con esto quiero insinuar que debemos renunciar al amor. Más bien al contrario. Tan solo pretendo manifestar que en nuestros corazones albergamos infinidad de cosas (muchas buenas, algunas no tanto) y cuando lo entregamos a alguien; o lo recibimos de otro; no puede descomponerse de manera que solo nos quedemos con aquello que más nos satisfaga.

Olvidémonos un poco de ese amor “ideal” y de “escaparate” y hagamos de hoy “el día de los corazones imperfectos”, pues, en definitiva, todos lo son.




P.D.:

Sin desmerecer a todo lo anterior, también conviene recordar que nuestros cuerpos cuentan con más órganos además del corazón  y…; si bien, individualmente, puede que presente alguna que otra tara; en su conjunto son capaces de ofrecernos un sinfín de sensaciones (algunas de ellas sublimes) sin necesidad de realizar "grandes despliegues".












Disfrutadlas como gustéis.



4 comentarios:

  1. No soy de aferrarme a los dias D, independientemente de la temática, pero tampoco soy de despreciar las oportunidades que nos brinden, así que procuro aprovechar los beneficios y descartar los excesos oblas tendencias impuestas, como en este caso la puramente comercial.

    El amor es algo complejo y tremendamente sencillo cuando se siente, así que en este día y en todos los demás lo mejor es disfrutarlo y trabajarlo para que no se desvanezca...

    Poco mas que decir pues todo de mi lo sabes...

    Besines dulces
    A Tus pies

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muy cierto todo cuanto expones. Y..., más aún si tenemos en cuenta que son muchas las circunstancias, compromisos u obligaciones que no entienden ni respetan la arbitrariedad de unos días marcados en rojo en los calendarios.

      Aprovechar las oportunidades, vivir el momento (en el amor o en cualquier otra faceta). Muchas veces ese es el mejor regalo, con la ventaja añadida de ser nosotros mismos los que podemos concedérnoslo.

      Un beso y un azote, mi dulce y "pragmática" sierva.

      Eliminar
  2. Nunca he entendido la celebración de este día, ni el aceptar que la presión social te dicte la manera de celebrar el amor al lado de ese alguien especial.
    Sugestivas imágenes!!
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Antes de nada, Marita, decirte que es todo un honor para esta ciudad contar con la presencia de una persona tan notoria dentro del ámbito de los blogs bdsm y con una dilatada trayectoria a sus espaldas. Aprovechar también para darte la enhorabuena por tu trabajo y agradecerte tus esfuerzos y dedicación por continuar alimentando esa llama que sirve de abrigo a nuestras inquietudes.

      Aclarado este punto, añadir en referencia a lo que expones en tu comentario que tampoco es que sea yo demasiado dado a prestar una excesiva relevancia al artificioso acotamiento que se tiende a establecer en celebraciones de este tipo.

      Me siento mucho más cómodo celebrando aquello que me inspira cada día en función a las señales que el entorno me trasmite; no suelo estar demasiado pendiente del calendario ni de los compromisos sociales que (cada vez más) tiende a llevar aparejados. Aunque; también he reconocerlo; hay ocasiones en las que resulta inevitable.

      Un fuerte abrazo y, nuevamente, muchas gracias por la visita.

      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...